Cosecha de palabras

Jorge Luis Borges hablaba inglés correctamente desde muy joven. Tanto, que la primera vez que leyó El Quijote lo hizo en la lengua de Shakespeare siendo aún un niño. Más adelante llegó a sus manos el original en castellano y al leerlo dijo: Qué mala traducción.

Los editores ingleses tienen fama de ser muy buenos traductores. No sé si tanta los españoles, la traducción es complicada.

He cometido la imprudencia de intentar leer un relato en inglés, un relato que más adelante colgaré en mi Colección de Relatos que pasa por ser una de las referencias del minimalismo norteamericano.  Se trata de “The Harvest” de Amy Hempel. Cuento al que Chuck Palahniuk dedica todo un ensayo: “No perseguir a Amy”, pero esa es otra historia.

¿Por qué lo he leído en inglés? En las primeras búsquedas por internet intenté conseguirlo en español, pero me resultó curioso que en cada copia que encontraba el relato empezara de distinta manera, así que pensé que debía haber problemas con la traducción de la primera frase, y que, siendo minimalista, debería ser capaz de leerlo sin problemas – a veces confío demasiado en mí mismo – excepto tal vez esa primera frase de la que había en castellano las siguientes versiones:

El año en que empecé a decir florero en vez de tiesto

El año en que comencé a decir cigarrillo en vez de cigarro

El año en que empecé a decir «vaso», así, con v chica

El año en que comencé a decir soireé en vez de suaré

El año en que empecé a decir “pudiese” en lugar de “pudiera”

El cuento en inglés comienza de la siguiente forma (las cursivas son originales):

“The year I began to say vahz instead of vase […]”

Así que el problema está en la palabra Vase (florero) y en Vahz, que claramente significan lo mismo.  Dudo de si se trata de una jerga, una forma de pronunciación que indique algo que culturalmente se escapa a un hispano hablante.

¿Parece claro, no?

En alguno de los textos de los que antes he copiado el principio explican en las notas del traductor por qué han tomado la decisión que han tomado:

“Expresión difícil de traducir: “el año en que empecé a decir vahz en lugar de vase“. Supongo que se refiere a la diferencia de pronunciación entre un niño y un adulto. Este inicio lo han traducido al castellano de muchas formas y la que pongo es la que más me ha convencido en cuanto a su significado de hacerse adulto.

Es cierto que más adelante en el texto descubrimos que quien dice esa frase es una mujer joven, pero no una niña. Tengo claro que está hablando de la pronuciación de la misma palabra  pero dudo entre si quiere decir que aprende a pronunciarlo correctamente (es decir, que el personaje ha dejado de ser una niña tal y como dice la traductora) o que ha cambiado de forma de ser y se ha vuelto más refinada.

Pregunto en twitter,  no sea que haya algún traductor suelto por la red que quiera ayudarme pero solo me indican que la forma Vase la pronunciaría un norteamericano y la forma Vahz un inglés.

Esto no me convence ya que dudo que el cambio en ese personaje sea para hablar con acento extranjero.

Pero esto de pedir un traductor por twitter… ¿Qué mierda de nueva moda es? ¡¡Qué vergüenza!! , si conozco a Milena, una traductora profesional, que aunque sea polaca, seguro que me aclara las dudas. Así que le pregunto, por Facebook, y me responde:

I am pretty sure it’s about the second option – pronounciation of vase under the form of “vahz” turns to be way more elegant (being bit snob in the same time;)) – it’s an oxford pronunciation who’s usually considered as the purest!

Uhmm, pronunciación de Oxford, más snob. Llamo a Lyrisse, surafricana que da clases de ingés en Madrid y una auténtica experta en acentos. Su respuesta no puede ser más contundente: “Vahz es la forma pija de decirlo”.

Bien, creo que ya entiendo la frase, y el propio Chuck Palahniuk me lo confirma en su ensayo sobre el cuento cuando dice: <<Hempel escribe: “El año en que comencé a decir soireé en vez de suaré..” En lugar de una fría cifra relativa a la edad o a un sistema de medidas, tenemos la imagen de alguien que está ganando en sofisticación.>> Vale, quizás debí haber leído el ensayo antes que el cuento, pero no quería perderme la sensación de enfrentarme virgen a él.

Si tenemos en cuenta que en minimalismo norteaméricano los escritores narran en primera persona y dotando a los protagonistas de sus propios miedos o defectos, está claro qué es lo que quiere decir la pedante de Amy.

Y sin embargo, lo que no sé es como lo traduciría yo. ¿Cómo lo harías vosotros?¿Qué dos formas de pronunciar una palabra indican en castellano que alguien ha pasado a adquirir cierta refinación  cultural? Como decía Umberto Eco (y hasta que las Naciones Unidas admitan el Esperanto como lengua oficial): “El idioma del mundo es la traducción”.

Anuncios