Los verdes

Hoy se presentaba el partido ecologista Equo en Donostia de cara a las elecciones Vascas del 21 de Octubre. Allí estaban su conocido lider Juantxo Uralde, expresidente de Greenpeace España, su candidato a Lehndakari, Aitor Urresti y la cabeza de lista por Gipuzkoa, Mónica Monteagudo. Y también estuvimos nosotros.

A la rueda de prensa por la mañana le siguió un coloquio a la tarde con sus simpatizantes. No era un mitin, ni una presentación. Una de las salas del Hotel Amara Plaza acogía a 31 personas incluyendo a los candidatos, militantes, simpatizantes y curiosos. Todos de un perfil parecido, nivel cultural alto y conciencia ecologista.

Las 31 sillas que acogían a los asistentes en círculo, y una charla que recordaba mucho a las ya famosas asambleas del 15M. Inicio de Juantxo Uralde recalcando que Equo es unpartido que no pide créditos a los bancos para salvaguardar su independencia. Algo aplaudible. Después Aitor Urresti explica la forma de trabajar del partido: grupos de trabajo, asambleas, horizontalidad. Más estilo 15M.

Le toca el turno a Monica Monteagudo que dice que Equo está guay (literal) y antes de explicar nada pide ayuda para una “acción”. A partir de ahí, y debido a la forma asamblearia los asistentes se enzarzan en discusiones ramificadas en los que hasta los curiosos intervienen diciendo lo que quieren decir antes de escuchar a nadie. A los que hemos vivido muchas asambleas del 15M esto no les extrañará nada.

Como solo podía pasar en Gipuzkoa, el debate acaba en la recogida de residuos puerta a puerta y sin que los representantes de Equo expliquen las propuestas de su programa electoral. Allí hay muchos lamentos sobre lo mucho que les cuesta darse a conocer pero viendo la capacidad de comunicación en un acto con solo una veitena de personas cuesta imaginarlos en un debate televisivo. Mucho tendrán que mejorar en su comunicación si de verdad desean mejorar en las siguientes cuestiones:

– ¿Van a ser capaces de levantar más que nadie la bandera ecologista en Euskadi que ahora mismo porta Bildu?

– ¿Podrán hacer entender al ciudadano de a pie (sí, a mi abuela), sus medidas sociales con un lenguaje lleno de barbarismos como ecopacifismo, ecofeminismo, decrecimiento, etc.?

– ¿De verdad puede sostenerse en el tiempo una organización horizontal?

De momento, mi conclusión es que  EQUO Berdeak Euskal Ekologistak (como tenga que pronunciar todo esto mi abuela se muere de insuficiencia respiratoria), son un partido que está muy verde.

Anuncios